Se Prohíbe El Consumo De Drogas

A través de Ordenanza Municipal

El pasado 28 de junio entró en vigencia la ordenanza municipal que prohíbe el uso de sustancias estupefacientes y psicotrópicas en los espacios públicos de Babahoyo.

Esta nueva propuesta tiene como objetivo contrarrestar el uso indebido y tráfico ilícito para proteger a la comunidad de los peligros que dimanan de estas actividades ilegales.

Tras segundo y último debate, con la votación de los nueve concejales fue aprobada dicha ordenanza en sesión ordinaria del Concejo Municipal, presidida por el alcalde Johnny Terán Salcedo.

El reglamento establece el control estricto y coordinado con miembros de la Policía Nacional y Municipal para vigilar que no se expenda y consuma estupefacientes en las veredas, parques, calles y más espacios públicos.

TIENE 13 ARTÍCULOS

Consta de 13 artículos, uno de ellos aclara que la ordenanza “no atribuye a la Municipalidad de Babahoyo competencia para el juzgamiento de infracciones relativas al consumo de sustancias estupefacientes y psicotrópicas”.

Por ello, establece que, si se conociera de un caso de consumo en zonas públicas se deberá comunicar inmediatamente a la Policía Nacional para que tome procedimiento con la Fiscalía de Los Ríos.

El proyecto presentado por el alcalde Terán y enviado a la Comisión de Igualdad de Género y Grupos Vulnerables, fue aprobado en primera instancia hace varias semanas y se hicieron algunas observaciones.

En primer momento esta ordenanza, indicaron concejales, busca concienciar y educar a la ciudadanía para evitar el consumo de drogas, incluyendo campañas preventivas en centros educativos, actividades que han desarrollado previamente la Dirección Municipal de Gestión Social.

INCLUYE A LOS MENORES

Stefania Miranda, secretaria ejecutiva del Consejo Cantonal de Protección de Derechos, organismo local adscrito a la Municipalidad, explicó que en caso de encontrar a un menor infringiendo la ordenanza, el procedimiento a tomar será de responsabilidad de la Dirección Nacional de Policía Especializada para Niños, Niñas y Adolescentes (Dinapen) del cantón. “Ellos pondrán al menor a orden de un Fiscal para conocer la gravedad del delito y determinar la sanción correspondiente”, aclaró la funcionaria. 

SANCIÓN

A los infractores, según sea el caso, se les impondrá medidas de protección y sanción como trabajos comunitarios, asistencia periódica ante el juzgado, entre otras acciones que determinen los Jueces de la Niñez y Adolescencia de la respectiva jurisdicción.

David Arreaga, comerciante y habitante de Babahoyo, al ser consultado sobre el tema, indicó que esta medida es necesaria e importante porque ayudará a frenar y controlar esta actividad ilícita que está afectando con la juventud y la humanidad.